Maria Ferrer

Vacío


Describo formas con mis manos
mientras un juego de luces las ilumina creando formas extrañas y curiosas.
Acabo de pintarme las uñas y la imposibilidad de ejercer alguna actividad con
las manos hace que trabaje otra parte de mí, mi mente. Mis pensamientos vagan
por la inmensidad de mi mente saltando de una inestable idea a otra, temiendo
caerse si se quedan demasiado tiempo. Un fondo de piano, de un gran artista
italiano. Una noche cerrada. Un duro día de trabajo. Mis pensamientos, en ese
contexto, aprovechan para descansar en una idea que está anclada en mi mente
desde hace años. Más que un pensamiento, es una pregunta: ¿Dónde se han
escondido los sentimientos de antaño? Los encerré en mí hace mucho tiempo. El
problema es que desean salir… y yo he perdido la llave de la caja de Pandora.
Una caja que, de abrirse, liberaría unos sentimientos que solo habían
perjudicado mi vida, creando desdicha, tristeza y pesimismo. Al mismo tiempo…
los sentimientos dan vida, motivación, y aunque siempre están acompañados de sufrimiento,
todo el mundo desea amar.
Busco por todas partes, un
pequeño investigador navega por mis pensamientos en busca de la llave perdida.
Analizando. Poco a poco va obteniendo respuestas, pero las respuestas no abren
el arca. Sabe que mis sentimientos están dentro del cofre, que tiene siempre a
mano, consciente de que existen pero sin poder liberarlos. Por lo tanto, mi
cuerpo sigue siendo un cuerpo sin sentimientos, lleno de pasiones, deseos y
ansias de sentir, pero vacío.
Amo cada segundo. Amo esta vida.
Valoro cada detalle del paisaje, a pesar de que es el mismo cada día, ya que
siempre parece diferente. Los colores, las personas y sus historias, tan llenas
de amor, tan llenas de sentimientos. Unas historias que me transmiten, al
menos, esos sentimientos que tantos años hace ya que no siento, y que tanto
echo de menos. Sigue buscando, pequeño investigador, mi deseo es grande, y el arca está
llena de tesoros ocultos. Sé que están ahí… hace tiempo los poseía. Sigue
buscando, pequeño investigador, ya que cuando consigamos encontrar la llave la
clave del ser humano volverá a mí y, otra vez, estaré completa.
 
Si has leído esto... sé fiel a tus sentimientos y cuídalos. Como dice el refrán, no sabes los que tienes hasta que lo pierdes.

 

All rights belong to its author. It was published on e-Stories.org by demand of Maria Ferrer.
Published on e-Stories.org on 06/01/2008.

 

Comments of our readers (0)


Your opinion:

Our authors and e-Stories.org would like to hear your opinion! But you should comment the Poem/Story and not insult our authors personally!

Please choose

Previous title Next title

Does this Poem/Story violate the law or the e-Stories.org submission rules?
Please let us know!

Author: Changes could be made in our members-area!

More from category"Philosophical" (Short Stories)

Other works from Maria Ferrer

Did you like it?
Please have a look at:

Lluvia - Maria Ferrer (Life)
Heaven and Hell - Rainer Tiemann (Humour)